En este momento estás viendo Los primeros reservistas rusos se despiden de sus familias mientras aumentan las colas para huir del país

Los primeros reservistas rusos se despiden de sus familias mientras aumentan las colas para huir del país

  • Categoría de la entrada:Actualidad
  • Comentarios de la entrada:Sin comentarios
  • Los primeros reservistas reclutados han comenzado a subirse a los autobuses rumbo a la guerra de Ucrania

  • El número de reservistas que Moscú pude movilizar aún no está claro, aunque se ha cifrado en 300.000, algunas fuentes apuntan hasta un millón

  • El país no cuenta con los medios ni con el tiempo necesario para entrenar a los reservistas para el ataque

Veinticuatro horas después de que Putin anunciara el reclutamiento de reservistas para frenar la contraofensiva en Ucrania y liberar el Donbás, los primeros ya han comenzado a subirse a los autobuses rumbo a la guerra de Ucrania.

En su primer discurso a la nación desde que anunció la «operación militar especial» rusa en Ucrania el pasado 24 de febrero, Vladimir Putin ordenaba este miércoles una movilización militar inmediata, «necesaria y urgente» porque Occidente había «cruzado todas las líneas» al proporcionar armas sofisticadas a Ucrania.

Un día después, los ciudadanos llamados a filas, con una edad máxima de 50 años, han empezado a despedirse de sus familias para iniciar un periodo de instrucción antes de ir al frente. Las imágenes de las estaciones de autobuses, donde ciudadanos sin experiencia militar son obligados a separarse de sus familias, muestran la cruda realidad de esta nueva medida. En redes sociales se han difundido vídeos que muestran las emotivas despedidas de los reservistas antes de subir a los autobuses.

Pero no todos los reclutados están dispuestos a combatir. Miles de rusos forman colas en los distintos pasos fronterizos para huir del país mientras otros escapan al extranjero en avión, pero el Kremlin se empeña en desmentir esta realidad. En su rueda de prensa diaria, el portavoz ruso Dmitri Peskov dijo que «Las informaciones de que hay cierto barullo en los aeropuertos son muy exageradas».

Cifra de reservistas

El número de reservistas que Moscú pude movilizar aún no está claro, aunque el ministro de Defensa ruso, Sergéi Shoigu, ha cifrado en 300.000 los reservistas que recibirán entrenamiento militar ante la contraofensiva. La movilización afectará al 1,1 por ciento de los 25 millones que tiene el país. Rusia reclutaría primero a soldados de hasta 35 años y suboficiales de hasta 45, tal y como ha afirmado el presidente del comité de Defensa de la Duma Estatal, Andréi Kartapolov. 

Pero el decreto sobre movilización del presidente ruso Vladimir Putin, destinado a uso interno, presenta una cifra muy superior, según el diario ruso Novaya Gazeta citado por Kyiv Independent.

Dicho decreto establece la intención de Moscú de reclutar hasta un millón de personas. Este miércoles Dmitri Peskov afirmaba que este párrafo indica la cantidad de personas que pueden ser reclutadas en el ejército, aunque horas después ha negado que Rusia vaya a llamar a un millón de personas.

Problemas para reclutar a los reservistas

Independientemente de las tropas que Rusia pueda reclutar, la realidad es que el país no cuenta con los medios ni con el tiempo necesario para entrenar a los reservistas para el ataque.

«El ejército ruso actualmente no está equipado para desplegar rápida y efectivamente a 300.000 reservistas», dijo Alex Lord, especialista en análisis estratégico en Sibylline. Según Lord: «Rusia está luchando por equipar de manera efectiva a sus fuerzas profesionales en Ucrania, después de importantes pérdidas de equipos durante la guerra», dijo Lord.

La última ofensiva ucraniana, en la que Kiev ha recuperado miles de metros cuadrados de territorio, ha supuesto pérdidas importantes para Rusia. El Instituto para el Estudio de la Guerra dijo a principios de esta semana que Rusia había perdido entre el 50% y el 90% de su fuerza en algunas unidades debido a la reciente ofensiva.

Solo en septiembre, las fuerzas de Kiev han recuperado unos 6.000 kilómetros cuadrados ocupados por los rusos según el presidente Zelenski, lo que supone más territorio que todo el conquistado por las tropas de Moscú desde abril.

Teniendo en cuenta todas estas pérdidas, la preparación de los soldados en tan poco tiempo sería imposible. Según los experto, incluso si Rusia tuviera todo el equipo, las armas y la motivación que necesita, sería imposible entrenar rápidamente a 300.000 soldados para la batalla.

Entrenamientos en Siberia

En la zona más oriental de Siberia, los medios de comunicación rusos han informado de que autobuses escolares están siendo requisados para trasladar a las tropas a los campos de entrenamiento. Estos campos se situarán en escuelas, donde los profesores escriben «povestki», una especie de documento que se entrega a los llamados a filas.

En declaraciones al New York Times, Yanina Nimayeva, una periodista de Buriatia (Siberia), denunciaba que su marido había sido llamado a filas y citado a una reunión urgente a las 4 de la mañana en la cual se anunciaba que cogerían un tren para llevar a los reservistas a la ciudad de Chita.

«Mi marido tiene 38 años, no está en la reserva, no ha servido», dijo Nimayeva. Según la periodista, la convocatoria está aumentando el descontento de la población con el gobierno de Putin: «Hay que respetar algunos parámetros y principios de esta movilización parcial». Otros también han expresado su enfado con la medida a través de las redes.

«Buriatia ha vivido hoy una de las noches más terribles de su historia», escribió en Facebook Alexandra Garmazhapova, directora de la Fundación Antiguerra Buriatia Libre. La mujer aseguraba haber recibido «cientos de mensajes preguntando cómo salir hacia Ulán Bator», la capital de Mongolia.

Según Arig-Us, un medio local, los documentos de reclutamiento «se distribuyeron por las casas y apartamentos durante toda la noche» en Buriatia.

Fuente (NIUS Diario)

Deja una respuesta